sábado, 15 de abril de 2006

EL "CALL DE GIRONA"


Girona, situada entre el mar y la montaña, en una encrucijada de caminos, con vistas a cuatro ríos. Conserva uno de los cascos antiguos más evocadores de Catalunya, el Barri Vell. El legado arquitectónico combina la singularidad de espacios como el antiguo barrio judio, el Call, con la espectacularidad de la Catedral.
El Call, el antiguo barrio judio, uno de los mas extensos y mejor conservados de Europa, es un laberinto de calles empedradas, lleno de historia y de leyendas, que tuvo su máximo esplendor en los siglos XII y XIII .



El Museo de Historia de los Judios es el testimonio de la comunidad que residió hasta 1492.
A medida que vas subiendo (o bajando) aquellas interminables escalinatas, se pueden ir admirando desde los antiquisimos portales, los patios interiores, llenos de encanto, que te llevan a otra época .En algunos de ellos placas conmemorativas, nos explican quien residió y que actividades se llevaron a cabo en aquellos idílicos lugares.

En la parte alta, está la muralla, (magnífico mirador). Y en la parte baja, rodeándolo todo el río Onyar, con sus típicas casas, de cálidos colores, reflejadas en el agua y sus variados puentes, desde cada uno de los cuales, se obtiene una vista diferente


Girona es una sorprendente ciudad, que incita a explorar una y otra vez en su extensísima historia.

1 comentario:

Jaume dijo...

A veure si et deixas veure per la pagessa