jueves, 20 de enero de 2011

CULTO A LA MUERTE

Laura Climent. "Carmona. Mausoleo circular". (Apunte en el Moleskine).

La antigua Carmo fué arrebatada a los cartagineses por el creciente Imperio Romano que hicieron de ella un importante núcleo urbano, vital por su posición dominante situada en una elevación geológica denominada Los Alcores y formada por láminas calcáreas de conglomerados fósiles.
Carmona posee, además de anfiteatro y otras dependencias, tal vez la necrópolis más importante de la provincia de Sevilla. Las excavaciones que en ella se realizan incesantemente ponen al descubierto tumbas e importantes mausoleos que desvelan sus costumbres y rituales funerarios.

Este dibujo, que copié de uno de los paneles descriptivos de su museo, nos muestra algunos de los detalles que formaban parte de la ceremonia de despedida al difunto, en la que se aseguraba la purificación de la familia y el correcto tránsito de las almas al mas allá para asegurarles la inmortalidad.
Se iniciaban estos rituales con el aseo del difunto según la costumbre del mismo, se vestía y adornaba con una corona y se le introducía una moneda en la boca a fin de poder pagar la barca de Caronte. Las plañideras eran parte esencial del rito. Por último se le hacían ofrendas y se enterraba junto a sus enseres predilectos.




Dibujando junto al Mausoleo circular.


El proceso del descubrimiento de la Necrópolis se inició en el siglo XIX con el arqueólogo de origen inglés George Edward Bonsor (L'Ille 30-3-1855- Mairena del Alcor 15-8-1930), quién introdujo en esta localidad los círculos más prestigiosos de investigación arqueológica internacional, culminando con la apertura al público en 1885.

3 comentarios:

MAITE RUBERT dijo...

Gracias, Laura. Este texto me parece muy interesante.Y, tus acuarelas, lo ilustran perfectamente. Un saludo.

Maritza dijo...

Pintas maravillosamente, Laura. Como siempre te felicito.

Abrazos desde Chile.

laura dijo...

Gracias Maite y Maritza!
Saludos!